Han leído nuestras coberturas:

martes, 20 de agosto de 2013

POSSESSED en The Roxy Live Bar, 16 de agosto de 2013


POSSESSED
THE ROXY
16/08/2013
El infierno no es un mal lugar para estar

Jeff Becerra, un ejemplo de vida
Muchas veces cuando una banda se reúne luego de muchos años, suelo sentir una sensación mezcla de alegría/decepción. Alegría por el hecho de que la banda esté de nuevo en actividad. Decepción porque uno de sus miembros clave (o el miembro clave) no forma parte de la vuelta. Esto es lo que me pasa en el caso de Possessed, grupo fundamental en la historia del Death Metal. Es para alegrarse de que la agrupación haya vuelto al ruedo, pero por otro lado lamento que ni Larry Lalonde ni Mike Torrao -verdaderos arquitectos del sonido de Possessed, sobre todo este último- hayan sido de la partida. Así es, Jeff Becerra como único miembro de la formación que grabó el material discográfico en los años ´80, se rodeó de otros músicos, que por cierto son capaces de replicar a la perfección los viejos temas. Junto a Mike Hollman y Mike Pardi en guitarras, Robert Cardenas en bajo y Emilio Marquez en batería, se presentaron por primera vez en el país, en el marco del South American Seance Tour.

Traidor
Cuatro bandas fueron las que amenizaron la noche antes de los norteamericanos.
La que abrió la jornada fue Traidor, una agrupación que según me contaron sus miembros, data de 1996. Cultores del llamado Metal Argento, cumplieron muy bien con la tarea de entretener a las personas que iban colmando el Roxy. Sonaron bien ajustados y contaron con buen sonido, no sólo esta banda, sino también las que seguirían.

Black Vul Destruktor
Acto seguido subió a escena Black Vul Destruktor, la propuesta más cercana en cuanto a estilo, al acto principal. Morbid Angel y su sonido brutal es la primordial influencia de estos chicos que no escatimaron en cuanto a imagen: cuero, cadenas, clavos, y hasta un Cristo invertido en el cinturón del guitarrista, ayudaron a redondear la idea de adonde apuntan. Muy buena impresión me dejaron, tanto en lo visual como en lo musical.

Dark Warrior
Siguieron unos viejos conocidos, ya bastante acostumbrados a abrir para grupos internacionales: Dark Warrior. La banda de Iván nos ofreció lo que mejor saben hacer: Thrash Metal de corte alemán. Mucha gente cantaba sus temas. Hicieron un cover de Sodom: "Remember The Fallen".

Serpentor
Estaba anunciado Metralla como último grupo, pero por un problema familiar de uno de sus miembros, Serpentor (de emergencia, digamos) fue el encargado de reemplazarlos. Creo que no es necesario explayarme sobre el poder que exhiben estos experimentados thrashers sobre el escenario. Con clásicos como "Controlando La Nación" o "Militares Criminales" -y sobre todo con el ya clásico cover de "Raining Blood"- dejaron al público en óptimo estado para la actuación de los pioneros del Death.

Jeff Becerra en los comienzos del show
A las 21:30 una atemorizante intro grabada, anunció la apertura del concierto; el que dio comienzo con "The Heretic". El pogo frenético y salvaje no se hizo esperar. Más temas de la escasa discografía (sólo dos LPs y un EP) enloquecieron al público, que no se privó de cantar todos los títulos que sonaron esa noche, salvo quizá la única composición nueva que se escuchó: "The Crimson Spike".

Emilio Márquez
Como dije antes, los músicos elegidos fueron más que competentes, no sólo los violeros que replicaron a la perfección los riffs y solos originales, sino también el baterista, para mí la verdadera sorpresa de la noche. ¡Cómo le pega, por Dios (Ehh... tratándose de Possessed, "por Dios" es un decir)! Los guitarristas exhibieron una técnica envidiable, y el bajista (siempre secundario en una banda de Death Metal) mostró solvencia y precisión. Si a eso le sumamos un sonido más que bueno, donde hasta la última nota se escuchaba con una nitidez asombrosa, no se puede pedir más. Muchos insisten que en cuestiones de Metal Extremo "cuanto peor, mejor". No coincido para nada: una bola de ruido es una bola de ruido, que no permite apreciar la labor de los músicos. No fue este caso por suerte.

Jeff Becerra & Mike Pardi
Me dejo para lo último a Jeff Becerra. Como casi todos sabrán, este hombre se encuentra desde hace veinte años en una silla de ruedas. Esto no es un impedimento para que decidiera embarcarse nuevamente en la dura vida de una banda en gira, que ha triturado a más de uno. Sonriendo constantemente y mostrándose agradecido por el cariño recibido de la gente, ha elegido el camino de hacerle frente a su situación en lugar de permanecer resentido por la desgracia que le tocó vivir: una actitud ejemplar. En cuanto a lo musical, el tipo exhibe el mismo y exacto tono de voz rasposo y bestial de los discos.
  
Mike Hollman & Robert Cárdenas
"The Exorcist", con la intro de la película del mismo nombre, fue el tema que todos esperaban. El público coreaba el enfermizo riff mientras armaba unos pogos totalmente salvajes.
Haciendo referencia a Lizzie Borden y sus cuarenta hachazos a cada víctima, presentaron otra de las canciones más festejadas de la noche: "Swing Of The Axe", una pieza que particularmente a mí me trae muchos recuerdos, ya que fue lo primero que escuché de Possessed en mi vida. En épocas en que no existía internet, ni Google, ni Wikipedia, estuve meses tratando de encontrar alguna clase de información de estos tipos, hasta que finalmente pude conseguir una edición en CD de Seven Churches, su primer y (en mi opinión) mejor disco, el cual me voló la cabeza inmediatamente y fue mi puerta de entrada al Death Metal, género al que hasta ese entonces le era esquivo. Justamente ese álbum incluia un título llamado "Death Metal", que fue el que utilizaron para cerrar oficialmente el concierto, ya que con el telón cerrándose la banda decidió volver a escena y fuera de programa, despedirse finalmente con "Phantasm", hecho que da idea de la forma en que fueron recibidos por el público.

La banda y su público
Muy buena noche de Metal, tanto con las bandas nacionales como con este pilar a partir del cual se desarrolló una parte importante del Heavy más extremo.

Agradecimientos permanentes a Marcela Scorca y a toda la gente de la productora Icarus Music!

El encargado de mantener vivo el nombre de Possessed
Setlist:
The Heretic 
The Eyes of Horror 
Tribulation 
Beyond the Gates 
Seance 
The Crimson Spike 
My Belief 
Storm in My Mind 
Confessions 
Swing of the Axe 
The Exorcist 
Pentagram 
Burning in Hell 
Evil Warriors 
Seven Churches 
Satan's Curse
Holy Hell 
Twisted Minds 
Fallen Angel 
Death Metal 
Fuera de programa: Phantasm

Reseña e imágenes a cargo de Santiago Bennasar, para OXIDO.-

lunes, 5 de agosto de 2013

WINERY DOGS en Flores: Perros viejos y rockeros


THE WINERY DOGS
Teatro Flores
Perros viejos y rockeros

Mike Portnoy
Probablemente  el nombre "The Winery Dogs" no le diga mucho a la gran mayoría. De hecho es una banda nueva, formada en 2012 y con sólo un disco lanzado (y ni siquiera editado en Argentina). ¿Cómo se explica que se presentaran este jueves 1º de agosto ante un Teatro rebosante? Muy fácil: quienes conforman esta agrupación son músicos de gran trayectoria, nombres que por sí solos garantizan una respetable afluencia de público. Ellos son nada menos que Richie Kotzen en guitarras, voz y eventualmente piano; Billy Sheehan en bajo y coros; y Mike Portnoy en batería y coros. Como se ve, todos intérpretes de frondoso currículum que han participado en innumerables proyectos y bandas, como ser Mr Big, Poison, David Lee Roth, Dream Theater, Adrenaline Mob, Avenged Sevenfold, Liquid Tension Experiment, Tony McAlpine y un largo etcétera. Y por cierto, todos artistas que han visitado nuestro país anteriormente, y que cuentan con una legión de admiradores.
Así y todo, los Winery Dogs se decantan por un Hard Rock más bien suave y algo meloso, con mucho acento en el soul y las baladas. Algo que se emparenta con bandas como Empire o Mr Big. No esperen un sonido similar a G´n´R, Mötley Crüe o Whitesnake, porque el grupo no cultiva ese estilo.
Hecha esta pequeña introducción vamos al comentario en sí, del recital del jueves 1º de agosto.

Guadalupe Molina, voz de CRUEL
De las bandas soportes pude presenciar la actuación de dos: Cruel y Presto Vivace.
Cruel es una agrupación de Hard Rock con tintes muy ochenteros, canciones en inglés y bastante gancho en sus temas. Al micrófono se encuentra una chica -Guadalupe Molina- de voz privilegiada, y sobre todo mucha actitud rockera. Sonaron muy bien, e hicieron el ochentoso cover "All I Wanna Do Is Make Love To You" de Heart.

Marcelo Pérez Schneider (PRESTO VIVACE)
Recibidos con una ovación como si de Dream Theater se tratase, Presto Vivace, quienes están de regreso en los escenarios, demostraron su vigencia como una de las bandas punteras en la escena nacional, en cuanto a Metal Progresivo. Desde ya,  el estilo de esta agrupación se aleja ostensiblemente del de la principal de la noche, aunque con un público que incluía muchos fans de la ex banda de Mike Portnoy, el detalle no pareció cobrar importancia. Presentaron algunos temas de su discografía y algo de material nuevo que será incluido en un CD próximo a editarse.

Billy Sheehan
Exactamente a las 21 los norteamericanos tomaron el escenario del Teatro. Recibidos de la mejor manera, (sobre todo Mike Portnoy), desgranaron su set por cerca de dos horas.
Con material de un único álbum era cantado que recurrirían a covers y seguramente algún tema de alguna de las numerosas bandas o ex bandas por las que pasaron los músicos. El sonido fue el ideal durante todo el concierto.

El trío norteamericano
Billy es el más movedizo de los tres. Agitando su bajo y yendo de acá para allá, llenaba los huecos que dejaba la guitarra de Richie a pura digitación.
Richie, en cambio, debido a su rol de voz principal fue más estático. Su registro recuerda muchísimo al de Chris Cornell (Soundgarden), aunque a veces tiene alguna reminiscencia de Phil Mogg (U.F.O.).
De Mike Portnoy lo primero que sorprende es su batería minimalista, más cercana a la de Charlie Watts que a los monstruosos sets de mil cuerpos con los que estamos acostumbrados a verlo en su ex agrupación. De hecho, en el turno de su solo, lo finalizó haciendo la mímica de estar tocando una batería invisible gigante y mirando al público como diciendo "¡Ey!, ¿dónde está el resto de mi batería?". Está más que claro que hoy Mike está en un plano musical distinto al de sus ex compañeros.

Portnoy & Kotzen
Ya que hablamos de los solos, hay que decir que  todos tuvieron su turno. El de Billy precedió a la blusera "You Saved Me", en cambio Richie -en lugar de hacer un solo interminable de guitarra eléctrica- prefirió tomar la acústica para ofrecernos una muy festejada versión de "Stand" (Poison) y algo de su carrera solista.

Richie Kotzen
El publico respondió correctamente, sin demasiado frenesí. Es que hay que notar que por un lado, quizás no todos estuvieran tan familiarizados con el material de The Winery Dogs y hayan sido atraídos más bien por la trayectoria en sí de los músicos. Por otro lado, los temas de los norteamericanos no son ni lo frenéticos ni vertiginosos que a priori uno podría suponer, decantándose por los medios tiempos. Este creo que será en un futuro un escollo si quieren destacarse, ya que por un lado, opino que la música que hacen no es nada del otro mundo; y por otro, a veces se pasan de rosca en "feeling" y dejan de lado la crudeza y la potencia, aunque desde ya esto es una opinión particular. Y también debo decir que en vivo la agrupación suena más poderosa que en estudio.

Mike Portnoy
Si The Winery Dogs hubiese estado formada por otros músicos (y sobre todo por un baterista distinto a Mike Portnoy) ¿tendría tanta convocatoria? El tiempo dirá. Por ahora, con lo hecho alcanza para entretener pero no para asombrar.

Muchas gracias a Diego Perri, encargado de prensa de Ronda Music, por su gran gentileza para con nuestro medio.

Sheehan & Kotzen
SET LIST:
Elevate 
Criminal 
We Are One 
One More Time 
Time Machine 
Damaged 
Six Feet Deeper 
Mike Portnoy Solo 
The Other Side 
Billy Sheehan Solo 
You Saved Me 
Not Hopeless 
Stand (cover Poison )
You Can't Save Me (Richie Kotzen solista)
Shine (cover Mr. Big)
I'm No Angel 
The Dying 
Regret 
Bises:
Fooled Around And Fell In Love (cover Elvin Bishop)
Desire

Comentario e imágenes: Santiago Bennasar, para OXIDO.-