Han leído nuestras coberturas:

viernes, 20 de abril de 2012

SODOM en El Teatro Flores: la leyenda del Thrash germano


Noche de Thrash Metal alemán en El Teatro Flores, toda una promesa de show intensísimo y sin concesiones. Máxime tratándose de SODOM el acto central; y si decimos SODOM hablamos de una alta porción de la historia del movimiento Thrash en el viejo continente, junto a sus coterráneos Kreator y Destruction.

Llegamos al lugar de la cita a eso de las 19:30 hs.. Ante no más de cien personas estaba tocando Epidemic, la primera banda invitada. Tan sólo un tema pudimos apreciar de ellos, suficiente para que se nos vinieran a la mente los primeros discos de Metallica o de Megadeth; en esa veta transitaba lo de este joven combo Thrash.

Luego de un ratito de espera apareció en escena la segunda propuesta nacional de la noche, Certera. Thrash con vocalizaciones en español, un poco mezclado con toques de Metal Argento, era lo suyo. Las líricas eran realmente combativas y el apoyo del poco público reunido se hizo notar. El líder de Certera es Pipa, también conocido por su participación en El Patrón o Paganos. Su voz es aguerrida, aunque con un nítido tufillo a O'Connor...

Finalmente, el trío de grupos argentinos se completó con Dark Warrior, cuarteto influenciado por otros alemanes, Kreator. Ante ellos, el público se manifestó más efusivamente, armando algo de pogo y demostrando mayor interés que en las dos agrupaciones previas. Hubo lugar inclusive para una teatralización en medio de un tema, a cargo de una parca bastante bien caracterizada. Se retiraron con numerosos aplausos tras ejecutar un cover de los referidos Kreator, dejando el terreno preparado para lo que vendría posteriormente, o sea, el acto principal de la noche.

SODOM, para quienes no sepan, es un histórico trío formado en Genselkirchen en 1981, o sea que llevan cumplidos la impresionante suma de treinta y un años de carrera. En realidad, SODOM se remite a la exclusiva permanencia en sus filas del líder e ideólogo Tom Angelripper, cantante, bajista y compositor de todas las épocas del trío. Hoy en día lo acompañan Bernemann en guitarra (desde 1997) y Makka en batería (recientemente ingresado, en 2010). Previamente a ellos, un sinfín de músicos habían pasado por SODOM: Chris Witchhunter (fallecido en 2008), Grave Violator, Frank Blackfire, y numerosos más. Sobreviviendo a todos sus cambios de formaciones y con el correr de los años, SODOM se fue transformando -junto a sus compatriotas Kreator- en un estandarte del Thrash Metal europeo más crudo y visceral.

Ante no más de quinientas personas (seguro hubieran merecido muchas más!), el show brindado por estos tres veteranos en el reducto de Avenida Rivadavia, se transformó en una alta cátedra de Thrash en estado incandescente. El trío realizó una recorrida por todas sus épocas, entregando un incesante desfile de clásicos, altísimamente festejados por todos los thrashers presentes. Incansables rondas y feroces pogos se vieron a lo largo de toda la noche, mientras Angelripper y sus secuaces descargaban una demoledora andanada de furia sonora.

La apertura del espectáculo vino de la mano de "In War and Pieces", del último álbum homónimo. Un gran tema, poderoso y rítmico. Detrás, y prácticamente sin respiro, seguirían "Sodomy and Lust", "M-16", "Outbreak of Evil", "Surfin' Bird", "The Saw is the Law", "Proselytism Real", "The Art of Killing Poetry", "Napalm in the Morning", "I am the War", "City of God", "Iron Fist" (cover de Motorhead), la híper veloz "Blasphemer", "Eat me", el gran clásico "Agent Orange" (Ver video: http://www.youtube.com/watch?v=qnkk9v1ZOmo) y "Sodomized", para dar cierre con el festejado "Ausgebombt" (Ver video: http://www.youtube.com/watch?v=_hvPuQDQpII). Transcurridos un par de minutos, los aguerridos germanos lanzarían su ataque final en forma de bises, con "Among the Weirdcong", "The Vice of Killing" (Ver video: http://www.youtube.com/watch?v=ZiIWeu1m-Q8), dejando dos grandes himnos para el cierre definitivo: "Remember the Fallen" (Ver video: http://www.youtube.com/watch?v=ss1FtdtWD0E) y la esperadísima "Bombenhagel" (Ver video: http://www.youtube.com/watch?v=oy_aZlez0J8). Veintiún detonaciones en total, a lo largo de aproximadamente una hora y media de concierto.

Tom Angelripper, que ya cuenta con 49 años recién cumplidos, luce impecable. Su voz rasgada y poderosa se encuentra en perfecto estado, animándose incluso a algunos guturales. Y su modo asesino de tocar el bajo es una marca registrada de SODOM a lo largo de estas tres décadas de existencia. A su lado, Bernd "Bernemann" Kost, de idéntica edad, aporta un lujoso sonido de guitarra para esta indetenible maquinaria teutona. Además de ser ambos, sujetos carismáticos y con muy buena onda para con sus fans. Guiños, saludos, agradecimientos varios, sonrisas y filmaciones de Angelripper hacia el público así lo testificaron.
Párrafo aparte merece el nuevo baterista, Markus "Makka" Freiwald, un tanto más joven que sus dos coequipers (41 años): su desempeño tras los parches fue descomunal; lleno de fiereza, velocidad y destreza. Sin lugar a dudas, un baterista muy adecuado para una propuesta tan intensa como la de SODOM, cuyos tambores no pueden estar en manos de cualquiera.

El sonido estuvo muy correcto durante todo el recital, sin mayores inconvenientes para los músicos. Y el público entregó sobradas muestras de devoción hacia los germanos, convirtiendo el piso del Teatro Flores en un auténtico campo de combate. Tal como la cara de satisfacción de Tom Angelripper lo demostró a través de sus veintiún bombardeos.

Salve SODOM!; bandas longevas como ésta siguen demostrando que están a la vanguardia del movimiento Thrash desde su gen mismo, dando cátedra permanente a propios y extraños acerca de cómo se puede tener cincuenta años y pasarle el escobillón a cualquier pendejo de veinte. Larga vida a Tom Angelripper y a SODOM!!!

Gracias mil a Marcela Scorca, Wata y Carlos Zárate Untiveros, de la productora Icarus, por su permanente gentileza para con nuestro medio.

Comentario y fotos: Javier Parente, para OXIDO.-    

jueves, 19 de abril de 2012

2da. visita de PIL a Chivilcoy, 14/4/2012


Este sábado 14 de abril, la ciudad de Chivilcoy (como pocas veces acostumbra) nos brindaba una propuesta diferente. En el pub ‘’La Nueva Farmacia’’, y por segunda vez en su carrera (la primera fue en diciembre del año pasado) nos visitaba Enrique Chalar, mas conocido como Pil Trafa, o simplemente Pil. Para los que no saben (aunque creo que todo aquel que se considere ‘’rockero’’ debe saber quien es Pil), fue el cantante y compositor de Los Violadores, agrupación pionera en el sonido punk en Argentina y en Latinoamerica. Tambien estuvo al frente de Pilsen; y esta vez nos visitaba con su ultimo proyecto (que revive grandes canciones de su carrera), llamado simplemente Pil.
Minutos antes de la medianoche, comenzó con su set Zero Negativo, teloneros de la ciudad de Chivilcoy. Posteriormente sería el turno de la segunda y última banda invitada, los punkrockers Plan B, oriundos de la vecina localidad de Suipacha.
Pasada la una de la mañana, Pil y sus músicos se acomodaban en el escenario. Ellos son Julian Alalouf (guitarra principal); El Tucán, que fuere miembro de Violadores y de Pilsen (guitarra); El Vengador (bajo) y Tulio Pozzio (bateria).
El setlist elegido fue completísimo. ¿A qué me refiero? A que mas allá de gustos personales, se escucharon los títulos que todos querian escuchar, los que forman parte de la historia de Pil y, creo que nadie va a objetarlo, del punk nacional. Hubo alguno que otro de Pilsen (por ejemplo, "Seis Novelas"), pero pudimos escuchar ‘’Bombas a Londres’’, ’’Mercado Indio’’, ’’Fashion Revolución’’, ’’Bajo un Sol Feliz’’, ’’Extraña Sensación’’, entre otros.
Pil habló un poco entre tema y tema (entre otras cosas, bromeó sobre un conocido ministro de Gobierno, que es oriundo de esta cuidad). Tambien caminó entre los asistentes que estaban frente al escenario, e invitó a dos jóvenes a cantar con él el último tema.
También fueron de la partida títulos como ‘’Nada ni Nadie nos Puede Doblegar’’, ‘’Represión’’, y el cierre con ‘’Uno, Dos, Ultraviolento’’.
Los músicos que acompañan a Pil sobre las tablas denotan alta profesionalidad y se encajan adecuadamente con Enrique (y lo que él representa) para brindar un show muy bueno, sin altibajos y con las canciones justas.
Gracias a Tomas Escola, organizador del evento, por su gran gentileza para con Oxido.
Comentario y fotos: Iván Marchesani, para OXIDO.-
 

miércoles, 18 de abril de 2012

SEBASTIAN BACH en El Teatro Flores, 13/4/2012


Después de un larguísimo viaje en el 132 -ya que las calles porteñas son un pesar hasta para ir a ver un recital!-, ya aproximándome a la esquina de Rivadavia al 7800, había una gran cantidad de gente afuera del Teatro Flores, el clima estaba bastante pesado y húmedo.
.
Dentro del lugar ya la acción había comenzado, llegué a ver el último soporte, alrededor de las 21 subió al tablado A.P.G.. Tocaron un buen repertorio, todos de negro sin mangas, el vocalista con mucha vitalidad en el escenario, trataba de interactuar con un público que no demostraba mucha devoción, tal como suele ocurrir con algunas bandas locales en los eventos internacionales; casi al terminar el cantante bajo a la "fosa", distribuyendo material discográfico propio para difusión, que fue muy bien recibido por la masa. Como todo en este país cuando se regala... A tal punto que bueno, al subir al escenario nuevamente, terminó la última canción y preguntó "Canto una más?" a lo que se escuchó una palabrota como respuesta que
mejor no mencionar. De todos modos hicieron su tema final, culminando a las 21:20.
Lamentablemente, el sonido que les toca a las bandas soportes sigue siendo pésimo, a pesar de tener mis taponcitos especiales, para filtrar los ruidos! En fin...
.
Tras una larga y tediosa espera -como suele ocurrir con las  presentaciones internacionales-, minutitos pasadas las 22 se corre el telón, y bajo una iluminación rojiza, se escucha la intro, y dando un salto tras otro apareció el gran SEBASTIAN BACH con esa energia que lo caracteriza, batiendo su rubia cabellera y abriendo su espectáculo con "Slave to the Grind", y ahí nomás el público se encendió!!! Siguió con "Kicking & Screaming" y "Dirty Power"
.
Hubo abundante diálogo del artista con sus seguidores, y se tarareó él mismo el "Olé olé olé, Skid Row, Skid Row..."; en un momento dado consultó si a los presentes les gustaba Guns N' Roses y dijo: "Aquí está!", señalando a su guitarrista (de largo cabello rubio) a modo de chiste, y todos rieron.
.
La gente estaba muy contenta, se notaba que eran todos seguidores de años. Continuó a coro con los fans con "Here I Am", haciendo feedback con distintos gritos; donde comenzaron a sonar los acordes de "Big Guns", "A Bicthslap" y "Piece of me". Una particularidad: el registro de voz de SEBASTIAN no es el de hace veinte años atras. Las notas sostenidas parecían estar acompañadas de una grabación, ya que al bajar el
micrófono la voz seguía (o tal vez era algun efecto???). Igualmente fue lo de menos, porque los espectadores hicieron caso omiso y acompañaron con sus coros en todo el recital.
.
Aproximadamente a las once de la noche, al terminar "18 & Life" (la cual sufrió varios acoples), justo mientras SEBASTIAN, levantando una tanga roja, consultaba: "Esto es para mi??", quedamos con las luces de emergencia por diez minutos aproximadamente. Igual sirvió para que todos corearan el nombre del artista, entre aplausos, silbidos, varios "Dale cheeeeeeeee!!!" y algún que otro "Olé, olé, olé...". SEBASTIAN retorna con "American Metalhead"; cuando van a arrancar los acordes de la siguiente canción entra uno de los asistentes y se lo lleva, a lo cual dice "Ahora vuelvo", quedando sólo los músicos, quienes ya comenzaban a mostrar cierto malestar por estas interrupciones, yéndose uno por uno del escenario. La parcialidad aplaudió poniéndole ritmo, silbidos, risas...
.
SEBASTIAN volvió al rato cantando a capella, acompañado con palmas, "Wasted Time in a Darkened Room" y "Bay Your Side". Van entrando uno a uno los músicos, para seguir con nomalidad (luces incluídas) con "As Long as got the Music". Al terminar entró una señorita -parte de su equipo- que tradujo las disculpas por los problemas técnicos. Para entregar un cumplido dijo que la luz se cortó por toda nuestra energía, cosa que los presentes lo tomaron con reciprocidad, diciendo que estaba todo bien.
.
Todo continuó con "Monkey Business", que la masa coreó y SEBASTIAN comenzó a capella,
sumándose sus musicos, a los cuales presentó al terminar, para posteriormente proseguir con "My Own Worst Enemy", "I'm Alive", "I Remember you" y "Tunnelvision"; terminando con "Youth Gone Wild" y un "Muchas gracias Argentina!!!".
.
No salí euforica, pero sí satisfecha. Buen recital, con muy buena onda, esto sí que fue trabajo de equipo, con todo el público acompañando en todo momento!
Muchas gracias a Lucía Chiarenza y a toda la gente de 4G Producciones por su permanente gentileza para con nosotros!
.
Comentario y fotos: Marcelle Lefineau, para OXIDO.-  

miércoles, 11 de abril de 2012

Nueva visita de THE CASH a Chivilcoy, Bar Cultural Los Indios, 8/4/2012




Alcanzan los dedos de una mano para contar las bandas que visitan nuestra ciudad, y sobran los mismos para contar las que valen la pena. THE CASH se encuentra entre ellas. Este trio argentino, que cultiva un Punk con matices alternativos y mucho groove, nos visitó ya por octava vez.
La cita fue nuevamente en el Bar Cultural Los Indios, el pasado domingo 8 de abril por la noche.
.
A eso de las 23:45, y cuando el publico ingresaba de a poco (tengamos en cuenta que la difusión de la realización del show fue casi nula, y la culpa no es de la banda), se comenzaron a escuchar los primeros acordes de la guitarra de Talbo Lobo. Acompañado por Gladys Balza (bajo y coros) y por Maxi Lucia (bateria), ellos le dan vida a esta prometedora agrupación nacional. 
.
El título elegido para abrir fue "Gozar" (de su ultimo disco homónimo, de 2011). Sabiendo de antemano que había poco tiempo para explayarse sobre las tablas, los músicos le pegaron un tema detrás de otro, sin demasiada charla, pero con mucho rock, ’’rock efectivo’’, como dice el slogan del power trío.
.
Entre otras composiciones pasaron ‘’Un Lugar’’, ’’Puedes Verme’’, ’’Me Hace Feliz’’, ’’Te Vi’’. Hubo también lugar para ‘’Se que lo Sabes’’, ’’Calor’’ , ‘’Tanto te Soñe’’; y para dos covers: ‘’El Probador’’ (hit ochentero de la banda platense Virus), al que THE CASH le pone su sello personal, logrando una muy buena version; y ‘’Yo Quiero ser tu Perro’’ (del ícono Punk Iggy Pop, pasado al español). Todos temas sencillos, directos, gancheros y hasta divertidos.
.
Como ya nos tienen acostumbrados, hubo muy buena predisposición de los chicos de la banda, quienes se han tomado en serio el compromiso de tocar en distintos lugares del pais, tal como lo demuestran no sólo visitando nuestra ciudad de Chivilcoy, sino además la Costa Atlantica, Córdoba y Concepción del Uruguay, entre otros destinos.
Los CASH ya tienen cuatro álbumes en su haber, han visitado varios paises latinoamericanos, y llevan varios años en la escena. Eso es sinónimo de constancia y profesionalidad, cualidades con las que se ganaron un justo lugar en la escena rockera argentina.
.
Comentó: Iván Marchesani, para OXIDO.-

miércoles, 4 de abril de 2012

OPETH en El Teatro Flores: la sinfonía incompleta



OPETH "La sinfonía incompleta"

Hermosa noche la del sábado pasado para acudir al Teatro Flores, en esta ocasión para la segunda presentación en el país de los Death/Progresivos OPETH. Otrora aquella vez en 2009 cuando se presentaban en The End.

Al llegar, a las aproximadamente 19:30, fuimos hacia las alturas del Teatro, para tener un buen panorama de la situación. La gente estaba acomodándose, en ese momento el lugar contaba con dos tercios de ocupación.

No tardó mucho en aparecer la primer y única banda soporte de la noche, los resucitados Presto Vivace.
Hacía tiempo que no se los veía en la escena; más también, el Despa, vocalista de la banda, dejó en claro que por problemas de salud de un miembro del combo, habían dejado las tablas por casi año y medio.
Obviamente que es LA banda para telonear a OPETH; en este caso, no pareció que hayan estado sin actividad por tanto tiempo: el profesionalismo y nivel musical de esta agrupación es alto. Y no solo eso, sino que la técnica es increible al momento de hacer Metal Progresivo Melódico, por así decirlo. Presto Vivace se completa con Martín Magliano en batería, Agustín Pinto en la guitarra y el carismático Marcelo Perez Schneider en las cuatro cuerdas, que estaba siempre atento a la gente, e interactuaba constantemente. 
Presentaron varios temas de sus producciones discográficas, llegando a un final un poco apurado; como siempre cerrando el telón en los últimos acordes... De alguna forma opaca ese final, lo que la banda quiere transmitir, ni siquiera un saludo de despedida. Pero pese a ello, Despa asomó por un costado y saludó a la gente que respondió con aplausos, muy conforme con la actuación.

Imagino que la urgencia era de la banda principal, no pasaron mas de veinte minutos, el reloj marcaba casi las 20:50 en el instante en que las luces se apagaron... paréntesis... Hacía mucho que un acto central, no comenzaba a tocar sino hasta las 21:30 hs.; inclusive últimamente a las 22, pero bueno... bienvenida sea la idea de arrancar a ese horario, se puede volver temprano a casa. Sigamos...
.
Las luces se apagaron, y comenzó la intro y arranque de "The Devil's Orchard", corte del aclamado "Heritage". Subieron los músicos, y por último el gran Mikael Åkerfeldt luciendo su remera roja, pantalon oxford y... bigotes! Bueno, asi se veía la expresión en la gente, hasta un cartelito que se divisaba con la leyenda/sigla ICorazón negro (cartas)(bigote)... lo cual era gracioso, y a lo que Mikael comentó en un momento haciendo gala y chiste de su nueva apariencia...
.
Siguió otra de las composiciones de "Heritage": "I Feel the Dark" , y ya después el alivio de un clásico: "Face of Melinda".
Personalmente el último trabajo, el referido "Heritage", no me gustó demasiado, no lo vi al nivel de OPETH como fusión, mejor dicho, como la única fusión que logra una banda entre lo clásico y el Metal. Tal vez sea porque en este trabajo el grupo buscó un poco más el sonido progresivo más elaborado a nivel compositivo, dejando de lado el extremo habitual que venían trayendo. De hecho ya en "Watershed", el sonido y la composición se percibía que habían cambiado. 
De hecho me preocupó en un momento, ya habiéndose tocado seis canciones, que no apareciesen las voces guturales, pero no, salieron a escena...
.
El Teatro estaba lleno, no apretados, con espacio, lugar suficiente para armar una rueda de pogo en el playón del lugar. Åkerfeldt no dejaba de hablar y bromear con la gente, fiel a su estilo, y no dejaba de dirigirse a su bajista, el uruguayo Martín Mendez, que recibía el afecto de la gente al grito de "uruguayo... uruguayo...". La banda la completaron el guitarrista Fredrik Akesson, el baterista Martin Axerot, y el nuevo tecladista Joakim Svalberg.
.
Tocaron por alrededor de una hora cuarenta, el tiempo pareció pasar rápido, teniendo en cuenta que las canciones de OPETH son extensas, no hay mucho setlist desarrollado. Y aquí viene un poco el reproche personal, fui con la idea de escuchar algunos clásicos incunables de los escandinavos, o sea "The Lepper Affinity", "The Moor", "The Lotus Eater", ó la oscura "Blackwater Park". Pues bueno, nada de esto ocurrió. Los temas se basaron mucho en el "Heritage" y en los últimos trabajos. Al menos el último, el bis, la despedida, fue una soberbia "Deliverance" que un poco me entusiasmó.
Obviamente que OPETH es garantía absoluta, sonido casi perfecto. Algunos decían que estaba un poco bajo, pero no me pareció, creo que sonó acorde al lugar, El Teatro es un magnífico recinto, y salvo por problemas de calibración o ecualización es raro que una banda suene mal.

Para las 22:40 ya todo había terminado.

El setlist fué el siguiente:

-The Devil's Orchard 
-I Feel the Dark 
-Face of Melinda 
-Slither 
-Windowpane 
-Burden 
-The Lines in My Hand 
-Folklore 
-Heir Apparent 
-The Grand Conjuration 
-The Drapery Falls
bis
-Deliverance

Una vez más, gracias a la gente de Icarus Music, especialmente a su encargada de prensa, Marcela Scorca.

Comentario y fotografías: Luis DiSanti, para OXIDO.-